Infomed
Nuevo Portal
domingo, 15 de diciembre de 2019
Mapa del SitioServiciosSoporteNuestra RedCorreoBuscar

Salud, es el tema

Cuidar equivale a mantener

18 de octubre, 2003

El otro día di riendas sueltas a la imaginación, ese fértil recurso del ser humano, y me situé en un lugar donde no existían ni libros, ni revistas ni documento alguno que sirviera para estudiar, investigar o conocer que acontece en el mundo donde vivimos.

Por supuesto que no había desarrollo posible de la sociedad ni del hombre como un elemento preponderante de esa evolución.

Esta simple reflexión nos conduce a valorar la extraordinaria significación que tiene la preservación, la conservación y el permanente cuidado de esos imprescindibles materiales.

S a l u d, e s e l T e m a tuvo acceso a un valioso trabajo vinculado con los objetivos apuntados en el párrafo precedente, el cual fue realizado por la técnico Lisbet Cruz García, quien labora en el departamento de Sala de Lectura de la Biblioteca Médica Nacional, BMN.

La idea surgió por el considerable grado de deterioro observado en nuestras colecciones y para emprender el análisis escogí las tres formas de soportes más dañadas: libros, revistas y tesis.

Trabajé en 495 números de revistas, 142 ejemplares de libros y 126 tesis de grado para un totas de 763 unidades.

Se revisaron estos soportes, de forma individual, para conocer los indicadores de alteración en cada uno de ellos, visualizando el daño ocurrido en las encuadernaciones y el cuerpo de esos documentos.

En las encuadernaciones anoté los siguientes parámetros: rotas, sueltas, perdidas, planos deformados. En cuerpo: hojas sueltas, anotaciones, mutilaciones, daños por insectos y hongos, papel frágil, etc.

En el caso de las revistas, las mayores afectaciones en sus encuadernaciones se relacionan con roturas y planos deformados, mientras que en el cuerpo se vinculan con las anotaciones y mutilaciones.

El estudio arrojó que el factor antropogénico (la actividad humana) es la acción más negativa. En los detalles aparecieron forma de colocación o falta de espacio en los estantes y manipulación incorrecta de usuarios y trabajadores.

En cuanto a los libros se notó, sobre todo, encuadernaciones rotas, despegadas y sueltas. En el cuerpo se encontraron hojas sueltas y despegadas y daños mínimos ocasionados por hongos o papel frágil.

Al igual que las revistas, el factor antropogénico sobresale como la incidencia más negativa, esencialmente por un inadecuado manejo de usuarios y trabajadores.

Profundizo un poco más en este tema y te menciono la situación del Farreras, de Medicina Interna, el cual tiene un año y medio de existencia en nuestra institución.

Como se sabe, es un libro de reconocido prestigio y por tanto muy utilizado por estudiantes, expertos, especialistas, etc. Lamentablemente, presenta un alto grado de deterioro por causa de una excesiva e improcedente manipulación por parte de interesados y del personal de la sede.

Referente a las tesis, hallé fundamentalmente encuadernaciones rotas mientras que en el cuerpo resaltaron hojas quebradas y frágiles. Nuevamente la nociva participación humana marca pautas en la desfavorable conservación de tales documentos.

Probables soluciones para este dilema

A partir de las realidades descritas reflexioné sobre varias alternativas para resolver este dilema. La primera de ellas tiene que ver con la creación de un pequeño taller de encuadernación.

Hasta ahora, los libros se llevan a componer cada cierto tiempo pero su costo es elevado y tarda mucho el arreglo. En consecuencia, transcurre un largo período sin que el usuario pueda disponer de esos textos.

Con esta iniciativa reducimos la etapa de reparación y nos cuesta más barato. Pienso que se trata de una buena solución, ya que evita que el libro sea i n s e r v i b l e.

Paralelo a ello se debe hacer una labor educativa con usuarios y trabajadores de la BMN. Por ejemplo, se pueden usar marcadores y exponer las ventajas de su empleo.

Así, aquéllos se percatan de que hay una labor de conservación y una solicitud para que no doblen las hojas.

Con nuestros colegas, igualmente, es necesario realizar una labor de persuación y de lograr una mayor conciencia en la conservación de tales objetos.

Sistemáticamente se ejecutan en la BMN jornadas dedicadas a la higiene. Dentro de esta actividad, se pudiera programar una relacionada con la conservación de documentos.

Desde luego que es pertinente insistir una y otra vez en este tema; no se trata de una faena de un día ni de dos ni de tres. Es de todos los días, que nuestra gente comprenda la trascendencia y significación de tal propósito.


Notas anteriores
- Cuba tiene llamativos resultados en supervivencia de cáncer
- Oncología: tema de atención esta semana
- Cuidar equivale a mantener
- Destacado experto opina de la esclerosis lateral amiotrófica
- Un entonces y un después
- Exitoso encuentro sobre enfermedades visuales y neuromusculares
- La validez de una idea
- Memoria histórica: Dr. Nicolás José Gutiérrez
- El sueño, ¿ una función vital olvidada?
- Sigmund Freud, creador del método y la teoría psicoanalítica
- ¿Quién fue Asclepios?
- Inauguración de la primera sociedad médica cubana
- Tres momentos en la vida del profesor Llanio
- Bibliotecarias se preparan para ofrecer un mejor servicio
- Métodos de activación: mejoran eficiencia del electrodiagnóstico
- Preservemos nuestro patrimonio documental médico
- Reabiertas las puertas al conocimiento
- Hipotermia, eficaz método para batallar contra la muerte
- Información y sitios web en punto de mira
- Quisieron matarte, pero no pudieron

1 l 2 l 3 l 4 l 5 l 6 l 7 l 8 l 9 l 10 l 11 l 12 l 13 l 14 l 15 l 16 l 17 l 18 l 19 l 20
página final Página Anterior l Siguiente página página final
Imprimir Artículo
: Licenciada en Información Científico Técnica y Bibliotecología - Directora de la Biblioteca Médica Nacional | Centro Nacional de Información de Ciencias Médicas, Ministerio de Salud Pública | Calle 23 Esquina N. Plaza de la Revolución, Ciudad de La Habana, CP: 10 400 Cuba | Teléfs.: (537) 8326477, (537) 832-6967 y (537) 832-4317, Horario de atención: lunes a viernes, de 8:15 a.m. a 7:45 p.m.


Nosotros suscribimos Los Principios del código HONcode de la Fundación Salud en la Red
 Nosotros suscribimos
 los Principios HONcode.
 Compruébelo aquí
Webs Médicas de Calidad Contenido Digital Cubano 2005 Premio Stockholm Challenge 2002